Problemas y complicaciones de la banda gástrica

Afortunadamente quien se somete a una cirugía de banda gástrica cuenta con menos posibilidades de padecer complicaciones graves durante y después del procedimiento, sin embargo si tu deseas someterte a este tipo de procedimiento es importante que conozcas a qué clase de riesgos te podrías enfrentar.

complicacione-de-las-cirugiasSegún estudios se conoce que la tasa de mortalidad relacionada con la colocación de la banda gástrica es tan solo del 0.1% y aunque la tasa de complicaciones relacionadas a esta cirugía son del 26% comparada con otro tipo de cirugías las complicaciones a causa de la colocación de la banda gástrica no son graves y se reparan de forma muy sencilla.

Complicaciones a causa de la colocación de una banda gástrica

1.- Problemas en el funcionamiento de la banda:

El funcionamiento de la banda gástrica se puede ver afectada a veces y se puede manifestar de diversas formas.

• Migración o erosión de la banda: Este problema surge cuando tras la cirugía, la banda crece dentro del estómago, esto significa que dejara de restringir el paso de alimentos hacia el estómago, como resultado se tendrás los mismos antojos de comer que antes de la cirugía, además de posible aumento de peso.
• Intolerancia a la banda: El organismo de algunos pacientes a veces reacciona rechazando la banda, este al ser un objeto ajeno al cuerpo no siempre será bien recibido por el organismo. Si un paciente no tolera un objeto como este dentro de su cuerpo, la única solución será eliminar la banda.
• Fugas de alimento: Al pasar de las semanas luego de la colocación de la banda, algunos pacientes no experimentan una disminución grande en su apetito, cuando es así puede ser que la banda tenga fuga, es decir un espacio pequeño donde se va el alimento que debería ser restringido.
• Desajustes en la banda: Cuando esto ocurre la banda se suele deslizar más arriba de lo colocado, dando lugar a crear un espacio más grande para recibir el alimento. Con esto el objetivo de la banda se estaría perdiendo, ya que el fin es hacer el estómago más pequeño para retener menos alimento.

2.- Coágulos de sangre:

Este padecimiento suele presentarse sobre todo en personas con obesidad, pero para tratar este problema se recetan anticoagulantes que no permitan la acumulación de sangre en las arterias o los órganos tratados.

3.- Perforaciones en el intestino:

Por lo general este problema se presenta durante la operación asi que le es más fácil al médico repararlo, sin embargo en raros casos existe la perforación intestinal leve y en la que los síntomas pueden aparecer días después del procedimiento.

4.- Esófago dilatado:

Puede suceder que el medico coloque la banda demasiado ajustada y esto dé como resultado que el esófago se agrande, causando molestias tales como: nauseas o vómitos.

5.- Atascamiento de alimentos:

Este problema ocurre cuando algún trozo de alimento queda atrapado en el pequeño espacio que deja la banda gástrica para pasar los alimentos al estómago.
Cálculos en los riñones: Esto tiene lugar luego de una rápida pérdida de peso, ya que el colesterol que forma estas pequeñas piedras conocidas como cálculos biliares se acumula.

6.- Enfermedad por reflujo gastroesofágico:

Este padecimiento se caracteriza por reflujos, ardor en el estómago y cambios en la estructura microscópica del esófago. Esta es una condición crónica que se debe tratar rápidamente o puede dar paso a una esofagitis.

Siendo este un padecimiento tan incómodo, existen algunos métodos caseros para tratar esto, primero se debe comenzar eliminando los alimentos grasosos del menú y asi mismo las bebidas alcohólicas, las bebidas cítricas y los alimentos que contengan chocolate e incluso tomate ya que estimulan la aparición de más reflujos.

Deberás esperar por lo menos tres horas para acostarte después de comer, sobre todo en horas nocturnas y recordar dormir con la cabeza elevada al menos ocho pulgadas sobre el nivel de la cama. Es importante que si crees padecer de esta enfermedad se lo comuniques inmediatamente a tu doctor, de esta forma el podrá darte más indicaciones y recetarte un antiácido para evitar las incomodidades de esta situación.

7.- Hernia hiatal:

Este tipo de hernias suelen tener lugar después de procedimientos de restricción, ya que cuando se restringe la comida haciendo al estómago de menor tamaño, cuando este tiene alimento se abulta y esto hace que se presione el diafragma, dado que esta hernia se llama así ya que sobresale por medio del hiato esofágico, la cual es una apertura del diafragma.

Las personas con obesidad suelen padecer de hernias en el hiato y esta es una razón por la cual una persona no puede ser como un candidato para la cirugía de banda gástrica.

8.- Dispepsia:

Se le conoce así a la falta de capacidad para poder digerir los alimentos de forma adecuada. Tras la colocación de la banda gástrica muchos pacientes suelen experimentar esta condición en forma completa o incluso de forma parcial, es decir que solo logran hacer una digestión a medias lo que da lugar a la mala absorción de nutrientes de los alimentos y a problemas de estreñimiento.

La forma de resolver este problema dependerá del paciente, si llegaras a padecer de esto lo único que tienes que hacer es cambiar tu dieta, evitando los alimentos con demasiada grasa, las bebidas alcohólicas, las aspirinas y otras medicinas que tienen componentes similares a este medicamente.

Si aun cambiando tu alimentación no notas resultados, deberás desintoxicar tu cuerpo bebiendo solamente agua por una semana y esperar que tu medico te recete antiácidos para controlar los malestares y mejorar la digestión de los alimentos.

9.- Intolerancia a algunos alimentos:

Tras cambiar la cantidad de comida que su estómago es capaz de soportar, también será necesario cambiar de hábitos alimenticios. El cambio alimenticio será primeramente para poder acelerar la pérdida de peso consumiendo alimentos bajos en grasas y con más nutrientes por otro lado, al contar con un estómago más pequeño la cantidad de grasas que se podrán soportar sin daños será menor.

10.- Vómitos y náuseas:

Un 70% de pacientes que se someten a una cirugía de banda gástrica sufren de estos síntomas y según testimonios de pacientes los síntomas de náuseas y vómitos solían presentarse en un promedio de dos veces por semana durante un mes o un mes y medio después de la colocación de la banda gástrica.

Es recomendable que se sigan las instrucciones post operatorias del médico para poder tratar este problema y que los síntomas desaparezcan en menos de un mes si es posible, sin embargo en caso de padecer síntomas muy fuertes consulta a tu médico.

11.- Neumonía:

Este tipo de padecimiento suele afectar mayormente a las personas con obesidad que se someten a este tipo de cirugía, este padecimiento se suele ver acompañado por escalofríos, tos, fiebre y problemas para respirar, en otros pacientes este problema se da a causa de el mal cuidado de las incisiones que termina en una infección que si no se trata a tiempo puede dar este tipo de problemas.

Para conocer la lista completa de posibles complicaciones de las cirugías bariátricas haz click aquí.

Fallos de la banda gástrica

Si decides someterte a este procedimiento debes saber que no podrás estar 100% seguro de que la colocación de la banda gástrica fue un completo éxito sin complicaciones, hasta pasado unos días después de la cirugía e incluso pasadas algunas semanas.

La razón de tener que esperar para saber que todo salió bien, es que como podrás ver las complicaciones que se te detallaron anteriormente algunos síntomas de las complicaciones solo se logran ver hasta trascurridos unos días después de la cirugía.

Como te habrás dado cuenta algunas complicaciones dependen de la experiencia del cirujano, otras dependen de la forma en la que tu cuerpo responda a la banda gástrica, en algunas personas el cuerpo responde de manera positiva y en otras personas por alguna razón responde de manera negativa y por ultimo dependerá del cuidado que tengas tú como paciente para cuidarte después del proceso.

Por lo general una cirugía de banda gástrica se considera un éxito si a pesar de cualquiera de las complicaciones antes mencionadas que pueda padecer el paciente, no es necesaria la eliminación de la banda gástrica.

En cuanto a la pérdida de peso que se espera que el paciente pierda, una cirugía de banda gástrica se considera “No Exitosa” cuando la persona que se ha sometido a la operación solamente logra perder entre un 25% y un 30% del peso que tenía antes del procedimiento.

De la cirugía de banda gástrica se tienen expectativas altas, así que cuando paciente solo logra perder un 30% de peso ese es un caso fallido, que si bien el paciente podrá disfrutar de ese porcentaje perdido, la finalidad de la cirugía espera la pérdida de más peso.

Para dejar esto más claro, si tu pesas por ejemplo 100 libras y tras la colocación de la banda gástrica solamente logras perder a lo mucho 30 libras, entonces se podrá afirmar que la cirugía no alcanzo su objetivo.

Si decides someterte a este tipo de procedimiento ten en cuenta que podrías experimentar algunas de todas estas posibles complicaciones o podría ser que no, así que lo que tú debes hacer es poner de tu parte buscando un buen médico, cuidar de tu salud y esperar lo mejor.



Agrega un cometario